Desde el 1 de junio, el comercio y la hostelería de Albacete estarán en fase 2 del proceso de desescalada en las restricciones impuestas con el estado de alarma.

Ello supone que podrán abrir los comercios minoristas con independencia de su superficie útil de exposición y venta, siempre cumpliendo las normas de higiene y seguridad, con un 40 % del aforo total del local; y, en el caso de tener varias plantas, la presencia de clientes en cada una de ellas deberá guardar esta misma proporción. En esa misma proporción podrán abrir los centros comerciales, pero con una limitación del 30 % del aforo en las zonas comunes, por las que se podrá transitar, pero no detenerse.

También hostelería y restauración podrán atender al público en el interior de los locales. Con la limitación del 40 % del aforo (que la Junta autonómica podría modificar, entre el 30 y el 50 %). El disfrute de las terrazas se mantiene en las mismas condiciones de la Fase 1.